Eliteguias GUÍAS     TRUCOS     LOGROS / TROFEOS     FORO     BUSCAR

¿Quieres ver menos publicidad o incluso ninguna? Mira como puedes colaborar con Eliteguias.

Guía Suikoden III

Jefe: Sarah

 

 

Dificultad: *****

 

Una de los generales de Harmonia experta en magia. La premisa para "ganar" esta batalla es derrotando A todos y cada uno de sus soldados: y no es una tarea fácil.

 

- Ahora bien, te daré un consejo: ¿Ves como cada vez que eliminas a un grupo de soldados Harmonianos tu grupo entero sube de nivel (o casi todos)? Bien. Si llegas a perder, nunca termines tu partida, escoge "never give up" y verás que en la partida empezada los niveles de todos tus personajes habrán subido el equivalente a lo que subiste antes de perder.

 

- ¡Saca provecho de esto! Salva tu partida y empieza otra vez, no te rindas hasta que tengas nivel suficiente (o hasta que desees entrenar y los soldados Harmónicos te sean útiles).

 

- Ahora bien: ir tras Sarah en esta batalla es inútil, no la alcanzarás: lo que tienes que hacer es seleccionar dos o tres personajes que tengan poderes que sean capaces de dañar al grupo entero de soldados: lo bueno es debilitarlos a todos y luego irlos masacrando uno por uno cuando estén débiles.

 

- Desgraciadamente (y es una cosa que desapruebo mucho en este juego) tu victoria en esta batalla dependerá de la suerte: Si a Sarah le da por hacer un hechizo que cancele tus ataques, pues ni modo, si no le das por hacer un hechizo, pues bien: ya es un comienzo que puedas ejecutar una magia que dañe a todos los soldados Harmónicos y los deje débiles.

 

- No olvides lo que te dije arriba: la forma de ganar esta batalla es derrotando a todos sus soldados, sácale provecho a los soldados Harmónicos, cada vez que pierdas, escoge "never give up", salva, y si quieres vuelve a intentarlo hasta que lo consigas: no pierdes nada (excepto la penosa labor de pasar por la batalla campal en que siempre tienes que retirarte hacia atrás y evitar peleas) pero creeme: con un poco de astucia, sacarás muchísimo provecho de esto (de paso, observa cuanto dinero te dejan los soldados de Harmonia).

 

Fuente: Dross