Eliteguias GUÍAS    TRUCOS    LOGROS / TROFEOS    FORO    COLABORA    BUSCAR

Guía Assassin's Creed: Origins

El falso oráculo

 

 

-Requisito: Completar la misión principal El oasis.

-Nivel sugerido: 5

-Recompensa: 1.250 XP

 

Tienes que encontrar y matar a Medunamum, el cual se encuentra en el Tempo de Amón. En esta localización los guardias serán de nivel 4 y 5, y el propio objetivo de nivel 5 además de ir acompañado siempre por dos guardias de nivel 5, aunque si has completado todas las misiones secundarias de la zona así como el resto de actividades, podrás acabar con él de manera sigilosa (recuerda que si tienes un nivel mucho más bajo que el objetivo, las eliminaciones sigilosas, con flechas o directamente, no funcionarán).

 

NOTA:

Aparte de los tesoros de este templo, mientras estás aquí no te olvides de la misión secundaria Prisioneros en el templo si no la habías completado ya.

 

El falso oráculo

 

Como ya deberías estar acostumbrado a estas alturas, utiliza al águila para marcar a todos los guardias posibles, pero sobre todo para localizar a Medunamum, el cual no parará quieto en un mismo sitio, al menos no durante mucho rato, por lo que en Eliteguias tampoco te podemos indicar la manera “correcta” de proceder. En cualquier caso, cuando hayas acabado con él, acércate a su cadáver y mantén presionado el botón indicado para confirmar su muerte.

 

El falso oráculo El falso oráculo

 

Verás un par de escenas y al recuperar el control, ve con Khemu y Chenzira hasta la manada de íbices, momento en el que te quedarás solo con tu hijo. Usa al águila para localizar al líder de la manda al otro lado del charco y entonces acércate con cuidado, agachado y sin hacer ruido hasta que lo tengas a tiro de flecha. Tras acabar con él acércate a su cuerpo para conseguir su piel.

 

El falso oráculo

 

Ahora avanza hacia el templo de Amón con tu hijo, aunque a mitad de camino decidirás cambiar de destino e ir a Punta Halma. En cuanto llegues a la cima del precipicio sobre el lago verás una pequeña escena.

 

El falso oráculo

 

Cuando recuperes el control pasa por la pequeña cueva y al otro lado tendrás que plantarle cara a los soldados, pero tampoco te esfuerces demasiado, por que independientemente de lo bien que lo hagas, el resultado será el mismo, así que lo más rápido es dejarte ganar.

 

Entonces tendrás que seguir al enmascarado por el interior del templo hasta que veas una serie de escenas con las que habrás completado esta misión y comenzado la siguiente, Que Amón camine contigo.